Array
(
    [data] => Array
        (
            [5bbdfff874e4d] => Array
                (
                    [index] => 0
                    [type] => image
                    [url] => /images/r/rtm-venezuela-team-2018-compressor/800x/rtm-venezuela-team-2018-compressor.jpg
                    [size] => 800x450
                    [coords] => 
                    [path] => /images/r/rtm-venezuela-team-2018-compressor
                    [caption] => 
                    [link] => 
                    [original] => /media/image/rtm-venezuela-team-2018-compressor.jpg
                    [_image] => /images/r/rtm-venezuela-team-2018-compressor/c960x540/rtm-venezuela-team-2018-compressor.jpg
                    [marker] => 0
                )

        )

    [thumbs] => Array
        (
            [0] => <li><a href="#slide0"><img src="/images/r/rtm-venezuela-team-2018-compressor/60x60/rtm-venezuela-team-2018-compressor.jpg" alt="" /></a></li>
        )

    [id] => carousel
)

El edificio comercial de nueve pisos en el centro de Maracay, una ciudad venezolana de cerca de un millón de personas está en su mayoría oscuro y vacío.

 

Los ocupantes empezaron a irse junto con la Falta de electricidad, que se fue alrededor de hace seis meses cuando el transformador del edificio falló. Sin energía, no hay elevador para llegar a los pisos más altos y no llega el agua.

 

Generador en el techo de RTM Venezuela

Pero el socio nacional de RTM no ha dejado el edificio, y los miembros del personal – por lo menos los que físicamente pueden manejarlo –todavía suben las escaleras a la oficina del octavo piso todos los días. Un gran fragmento roto de uno de los escalones de la terraza les permite saber a los que suben que al fin están cerca de su elevada oficina.

 

RTM Venezuela tiene dos generadores en el techo. Si no fuera por ellos, el ministerio se detendría. Eso no provee tanta energía como si el transformador estuviera funcionando, pero hace posible que el personal haga las cosas esenciales, como encender sus ordenadores, acceder al internet y grabar programas radiales en los estudios allá. Cada cierto tiempo, el director del ministerio, Gabriel Fernández, sale a comprar gasolina para mantener el funcionamiento de los generadores.

 

Avivamiento en medio de las tribulaciones

La condición deteriorada del edificio es emblemática de la severa crisis política y económica que plaga a este país Sudamericano. La inflación está por las nubes; el crimen violento es desenfrenado, y la comida y medicina son escasas, conduciendo así al aumento de la pobreza, hambre y enfermedad. A veces en la oficina están disponibles pequeñas reservas de medicinas y de comida, provistas por patrocinadores de afuera del país compradas al por mayor para mantener los precios bajos, las cuales son repartidas entre el personal y los oyentes necesitados.

 

“En estos días muchas personas buscan a Dios por ayuda”, dijo Fernández. “Por eso es que nuestros programas radiales son tan importantes. Estamos experimentando un reavivamiento en medio de la crisis”. 

 

Y los programas son muy importantes no solo en Venezuela. RTM Venezuela produce 11 programas basados en la Biblia que se transmiten por estaciones radiales a través de América Latina y en los Estados Unidos, como también desde la emisora más poderosa del hemisferio occidental; Qué Brille 800 AM de RTM en Bonaire.

El importante rol que ellos juegan proclamando la Palabra de Dios en Venezuela y afuera es un motivador mayor para los miembros del equipo de RTM Venezuela. El traductor y especialista en medios de comunicación sociales, David Albarrán, mira a muchos de sus amigos irse del país, pero se pregunta a si mismo mismo, “¿si me voy del país, cómo Dios va a poder trabajar a través de mí?”. Más de 2 millones de personas, cerca del 7 por ciento de la población, han huido de las desastrosas condiciones, forzando los recursos de los países vecinos.

“Cuando oro y leo mi Biblia, siento al Espíritu de Dios diciéndome: ‘Quédate un poquito más, quédate y se valiente’”. Albarrán dijo. “Todo es difícil de conseguir en estos días. Sin embargo, tenemos nuestra fe. ¡Crea! Y si lo hace, verá que Dios está obrando. Yo he visto muchos milagros. Antes nunca los miraba, pero ahora sí”.

 

Los niños no olvidan

Albarrán también da voz al personaje de Pedrito el Pulpo, un popular programa radial infantil, construido alrededor de la marioneta. A pesar de los obstáculos, las aventuras de Pedrito siguen siendo un ministerio vital para RTM Venezuela. Cuando los problemas para encontrar transporte para los artistas intérpretes y su equipo para reunirse se volvieron casi insuperables, otro socio nacional de RTM, ERF Medien de Alemania, intervino para proveer fondos para comprar una furgoneta usada. Ya en 2018, el equipo ha entretenido y enseñado a más de 2,500 niños en 27 reuniones.

La creencia de Fernández en el ministerio indispensable de Pedrito está basada en su experiencia, regresando a los días cuando su padre aceptó a Cristo y experimentó un cambio dramático de vida. Aunque las maneras nuevas del papá le parecían extrañas a la familia, Fernández de 12 años de edad, sin dudarlo fue el primero en unírsele yendo a la iglesia. Hoy en día, Fernández está convencido de que su apertura a la experiencia fue el resultado de haber asistido a la iglesia con su vecino varios años antes.

 

“Por eso es que pienso que es tan importante trabajar con los niños, porque ellos nunca olvidarán”, dijo él.

Por supuesto que compartir el Evangelio con personas de todas las edades y conectarlos con la iglesia local son los objetivos generales de todo el ministerio de RTM. Y eso es crucial durante este tiempo de crisis, cuando Fernández y Albarrán, junto con el presidente de la junta de RTM Venezuela, Ramón Muñoz, dicen que están presenciando un reavivamiento en el país.

 

“Aunque la mitad de los miembros de la Iglesia se fueron del país, nuestra Iglesia aún está igual de llena”, dijo Muñoz, quien es pastor. “¡La otra mitad está llena de nuevos miembros!”. “Vienen buscando a Dios y respuestas en esta crisis”.

Venezuela necesita sus oraciones

La oración es crucial mientras los miembros del personal de RTM Venezuela y sus compatriotas nacionales soportan esta crisis – la búsqueda interminable de suficiente comida asequible, las crecientes tensiones políticas y el colapso de la economía.

  • Pídale al Señor que sustente y anime a los creyentes de Venezuela, especialmente al personal de RTM.
  • Ore para que la electricidad de las oficinas del edificio de RTM sea restaurada. Esto aliviaría un poco la tensión física del personal mientras les permite hacer su trabajo más eficazmente.
  • Ore a Dios para que sigan las señales de reavivamiento, trayendo a más venezolanos a Cristo a pesar de los momentos de prueba.
  • Pídale al Señor que trabaje en los corazones y mentes de los líderes políticos dentro y fuera del país, para encontrar una vía apropiada de vuelta a la estabilidad y prosperidad para Venezuela.

Foto: El equipo que viaja para actuar en las reuniones de Pedrito el Pulpo en frente de la furgoneta comprada con la ayuda de, ERF Medien de Alemania. Usando una gorra en el centro está Gabriel Fernández. Según se informa, las tiendas que venden partes de carros son unas de las pocas empresas que están bien porque los carros nuevos son muy caros en la crisis económica.